Colombia y la crisis económica- política

Colombia enfrenta una de las peores crisis económicas políticas de su historia, la más reciente se desarrolló desde el año 2020 y en este 2021 se agudizó con la pandemia, que hoy se ha transformado en una crisis política que ha puesto en jaque no solo a la oligarquía financiera colombiana, sino al imperialismo estadounidense, donde la subordinación de Colombia a estos ha sido la más humillante por supuesto como el resto de países capitalistas, Colombia ha sufrido las recurrentes crisis económicas mundiales que hoy se expresan en esta creciente inconformidad social y que de dicha crisis se ha pasado a una depresión económica que en perspectiva no presenta elementos positivos para los capitalistas, mucho menos para el pueblo colombiano que no se deja mancillar.

   Algunos estudios señalan que el Producto Interno Bruto (PIB) colombiano cayó hasta 6.8% en 2020, la peor desde 1999, que fue de 4.5% en ese año. hay un desempleo de 15. 9% y con el paro este creció. en 2020 habían llegado a 21 millones de personas y 7.47 millones en pobreza extrema, la cual han administrado con los programas sociales. el salario mínimo este 2021 es de 908.526 pesos colombianos mensuales o 231. 86 dólares (estadounidenses). el peso colombiano está desvalorizado frente al dólar: 1 dólar equivale a 3, 918.49 pesos. el costo mensual de la canasta básica para una persona es de 3, 139. 278 pesos colombianos el Estado tiene un déficit fiscal de 8.6% y un endeudamiento público neto de 63.5%, respecto a su PIB 

     Según el Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo (SIPRI siglas en inglés) “En el caso de Colombia, Iván duque invirtió el año pasado 9, 200 millones de dólares en el ejército, lo que convierte a Colombia en el segundo país de américa latina que más invirtió en gasto militar, solo superado por Brasil.” para la “atención” sanitaria el gobierno de Iván duque se endeudó para enfrentar la “emergencia” del covid-19, con un desembolsó de $250 millones de dólares de un préstamo para políticas de desarrollo, mejor conocido como “Cat Dog”, del Banco Mundial.

     Colombia como muchos países del mundo, la ocupación militar estadounidense ha dejado mayor miseria, degradación social; saqueo y devastación de recursos naturales, los únicos beneficiados han sido las élites burguesas y del imperialismo sin embargo el paro nacional el más largo de su historia, fue un punto de quiebre, que a pesar del receso parcial de este, para el pueblo representa un camino por el cual seguirán transitando hasta conseguir derrotar a sus verdugos y ser libres definitivamente.

     El imperialismo y la oligarquía colombiana han desarrollado un proceso de rendición y de cooptación de importantes movimientos y organizaciones insurgentes o guerrilleras para la “paz”, victorias que le han servido para mantener la vida del sistema capitalista, sin embargo pese a esos golpes, las masas trabajadoras han dado cuenta que la lucha tiene que continuar porque con esos procesos de pacificación sus condiciones de vida empeoran pues son para profundizar su política terrorista. 

     El importante paro nacional, ha dado una enseñanza más de la lucha de clases que sigue manteniendo en la mira la destrucción del capitalismo-imperialismo, no solo en Colombia sino en el mundo. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *