Reconstruyamos la unidad magisterial para el periodo inmediato

El escenario de la lucha de clases por el que atraviesa nuestro país exige de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación cumplir la gran tarea de reconstrucción del movimiento nacional y pasar a la ofensiva enarbolando sus demandas estratégicas. En días recientes la CNTE cumplió su 44 aniversario y con ello un cúmulo de experiencias deben ser recuperadas correctamente en el actual escenario.

El desgaste en la que la han sumergido, la atención por separado de los contingentes con mejores condiciones de movilización y el discurso de que han sido atendidas sus demandas, son parte de la política de Estado que la 4T implementó desde su arribo al gobierno, el objetivo: anular la capacidad de organización y lucha que representa la CNTE en la historia reciente.

Muchos advertimos este escenario y señalamos la necesidad de romper con la inercia impuesta por el neoliberalismo de la 4T, volver a las calles para exigir soluciones a través de la movilización – negociación – movilización. Abrogar la reforma educativa Amlopeñista, el pago de jubilaciones en UMA, una Ley del ISSSTE que recupere la jubilación solidaria, justicia para las víctimas de la represión y un salario digno, será obra de la unidad en la lucha de los trabajadores de la educación.

Las experiencias organizativas que nos dejó la primavera magisterial (1989), la constitución de la
Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (2006), la lucha contra la Falsa Reforma Educativa y su evaluación punitiva (2013-2016), deben servir al magisterio para la realización exitosa de su próximo Congreso Político, pues corresponde a éstos trabajar por su organización, centrar sus fuerzas al
servicio de la unidad, actuar con dirección para alcanzar el objetivo trazado, pensar en formas de lucha que recuperen la simpatía y apoyo de los millones de madres y padres de familia, así como del conjunto del movimiento popular. Concentrarse, como lo señala Engels, en una fuerza única, unida bajo una sola bandera y en objetivos concretos. Tales son los elementos de éxito para vencer la cerrazón, tales son las grandes tareas de la CNTE.

Comparte en tus redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *