Sobre el Partido revolucionario del proletariado (III parte)|Leyendo a los clásicos

En el desarrollo del materialismo dialéctico, Marx y Engels dieron base científica al socialismo y al comunismo como lo demuestran las diferentes obras que escribieron, partiendo de la lucha de las clases y también fueron concibiendo la necesidad del Partido político, el Partido revolucionario del proletariado o de la clase obrera.

Los elementos que fueron formando esta concepción teórica y práctica del Partido, se fueron construyendo desde las primeras organizaciones obreras, las asociaciones mutualistas o de resistencia, que eran de ayuda y de resistencia al capitalismo. Estas formas embrionarias de organización de la clase obrera, se asimilaron y desde la Liga de los Comunistas se dieron a la tarea de construir y cohesionar las asociaciones obreras en varios países que tenían como objetivo propagandizar además las ideas comunistas. Este proceso dio origen a la “Sociedad Democrática para la Unión de todos los Países” que fueron los antecedentes de la primera organización internacional de la clase obrera o el primer Partido Internacional del proletariado.

Siendo Marx y Engels miembros de esta organización, Marx en una tarea –de organizar a los obreros- que le encomendó la Liga de los Comunistas, le dijo a los obreros en un acto público: “La vieja Polonia se ha hundido y no seremos nosotros precisamente quienes anhelemos su resurrección. Pero no sólo se ha hundido la vieja Polonia, sino también la vieja Alemania, la vieja Francia, la vieja Inglaterra, toda la sociedad del pasado. Esta pérdida de la sociedad antigua no lo es para quienes en ella no tienen nada que perder, que es lo que acontece a la mayoría de todos los países actuales”. Marx ya planteaba aquí que las revoluciones burguesas realizadas en estos países habrían paso a la liberación también de la clase obrera. Este planteamiento lo hizo sobre la base de un estudio científico profundo y amplio del movimiento obrero y su papel histórico en la sociedad burguesa.

La concepción y el método materialista de Marx y Engels, ambos los aplicaron en la construcción de la organización obrera, el Partido, como comunistas eran unos asiduos activistas entre los obreros en esa tarea, misma que los convirtió en sus principales dirigentes, hoy maestros y jefes del proletariado mundial.

Este artículo es parte del Vanguardia proletaria No. 520 del 15 al 31 de enero de 2018.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *