Los hijos de la clase obrera y del campesinado quieren estudiar

El 9 de octubre fue convocado por la Asociacion Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES) un paro nacional por el aumento del presupuesto a la educación pública, a este llamado se sumaron más de 22 universidades a través de sus sindicatos. Con este, es el segundo año consecutivo en el que cerca de 9 universidades públicas se encuentran en problemas económicos para solventar las nóminas de los trabajadores.

En el Proyecto del Presupuesto de Egresos de la Federación se plantea que el presupuesto de la educación pública crezca lo correspondiente a la inflación (5%), lo que representaría solo el 3% del Producto Interno Bruto (PIB). La ANUIES ha solicitado un aumento de 17 millones y ha llamado a convocar una convención en octubre, previo a la aprobación presupuestal el 15 de noviembre. Ante ello López Obrador ha respondido que “no aceptará chantajes” aunque se pare el país.

Obrador no contempla en su proyecto educativo a las universidades públicas, y aqueja los desfalcos a la corrupción. Rumbo a 2020 el panorama es turbio para cumplir lo establecido en el Artículo 3° constitucional y su objetivo central de ampliación de matrícula plasmado en su propia propuesta presupuestal.

Como juventud debemos luchar por hacer efectivo el Artículo 3° constitucional, para que el presupuesto destinado a la educación pública sea el equivalente al 8% del PIB. Por mayor infraestructura para la educación pública. En contra del recorte de becas de nivel básico, por mayor presupuesto a la ciencia y la cultura. Por la democratización de las universidades para frenar el desfalco. No olvidamos que la ANUIES es un corporativo y representa el proyecto neoliberal de la educación, la juventud y los trabajadores debe defender sus derechos pues seremos nosotros los que paguemos las consecuencias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *