Tres elementos de la crisis económica en México

1.-La economía mexicana forma parte del mercado mundial capitalista-imperialista, y como tal, se manifiestan las fases generales de las crisis cíclicas del capitalismo mundial como la que se atraviesa actualmente. Y también las consecuencias de la crisis en un país de carácter neocolonial.

2.-Si bien es cierto que hay una dialéctica del mercado mundial capitalista y México, la base de la actual crisis del capitalismo mexicano, a la vez que forma parte de la crisis mundial capitalista, su desarrollo está en las contradicciones internas y desarrollo del capitalismo mexicano.

Por lo tanto, no es una crisis que venga de “afuera” del capitalismo mexicano, por el Covid19, la caída del precio del petróleo, o la devaluación del peso frente al dólar. Es una crisis que tiene por fundamento la contradicción más general entre las fuerzas productivas y las relaciones de producción, la caída de la tasa de ganancias, y la sobreproducción de mercancías. Por consecuencia de lo anterior, hay baja inversión en maquinaria y equipo, recesión en el sector industrial, particularmente en la construcción y minería; una elevada especulación financiera, una alta deuda externa e interna (gubernamental en los tres niveles de gobierno, y de las empresas).  Una economía que para mantener el consumo y la demanda se oxigena en gran parte por las remesas, el turismo, y el trabajo informal.  Combinado con un elevado grado de explotación de la clase obrera. Pero cuya plusvalía se destina en buena medida a la especulación financiera.

3.- Ahora es reconocido por todos incluido López Obrador que el capitalismo mexicano igual que la economía mundial se encuentra en una crisis, nosotros decimos una crisis cíclica del capitalismo.

La contracción económica del PIB más pronunciada hasta el momento en las últimas cuatro décadas fue en 1995 con -6.29% con Ernesto Zedillo. En 2009, derivada de otra crisis económica general (las hipotecas subprime en Estados Unidos), con Felipe Calderón el PIB se desplomó -5.29%. Ahora los pronósticos de diversos organismos internacionales y financieros proyectan una caída del PIB que va del -4.5%, hasta el -7%. Cualquiera sea el escenario económico proyectado para este 2020, lo que está claro, es que la presente crisis es una de las más fuertes del capitalismo moderno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *