Por estos días | La reforma a la Ley de derechos de autor viola derechos humanos y es anti constitucional

Con la publicación y entrada en vigor de las modificaciones a la Ley de Derechos de Autor se abre una discusión respecto a la censura y candados en la red respecto a los contenidos que cuentan con protección de derechos de autor. Aquí mostramos algunos elementos a considerar al respecto:

  1. La discusión de esta ley se llevó a cabo en el marco de la entrada en vigor del T-MEC, de forma apresurada y sin ningún tipo de consenso, el Congreso Federal aprobó la iniciativa presentada, que era uno de los requisitos impuestos por EE.UU., para la aprobación del Tratado Comercial.
  2. Se aplica una medida denominada “notificación y retirada” implicando que, cuando un autor avise que están siendo vulnerados sus derechos, las plataformas digitales, redes sociales, Youtube, Web, Skype, Amazon, Google, Facebook, Twitter, Instagram, Zoom, etc., estarán obligadas a retirar los contenidos señalados aunque estos se traten de una referencia crítica a los mismos o sea de interés social. Todo lo anterior sin mediar ningún tipo de proceso judicial o la aportación de pruebas que respalden dicho señalamiento.
  3. Igualmente, las reformas criminalizan la elusión de medidas tecnológicas de protección (candados digitales) sin contemplar excepciones, existentes en Estados Unidos –permitidas por el T-MEC– y que resultan fundamentales para el ejercicio de los derechos humanos. Es decir, se criminaliza y amenaza con multas millonarias y hasta 6 años de cárcel para personas que eludan candados digitales al reparar o modificar sus dispositivos tecnológicos.

Las reformas aprobadas por el Congreso de la Unión y que legalizan la censura en Internet configuran el más grave retroceso legislativo para la libertad de expresión del que se tenga memoria. Con la finalidad de cumplir con condiciones impuestas por el T-MEC, ahora se pierde la neutralidad en la Web, en las redes sociales que, en muchos momentos, han ayudado a denunciar arbitrariedades, abusos y corrupción de las autoridades, patrones y grandes potentados en contra de los trabajadores y los pueblos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *