Leyendo a los clásicos | “¿Qué quieren los capitalistas?” J.V. Stalin

Stalin en este escrito, devela, de manera clara desde la pregunta “¿Cuál es el programa de los capiatlistas?” Los verdaderos intereses de estos principalmente cuando enfrentan una crisis económica y política que los hunde, como lo reconocen ellos mismos en su espacios, como el II Congreso de los Comerciantes e Industriales de toda Rusia, en las visperas de la Revolución de Octubre de 1917, señalando que estos son los verdaderos amos del Poder  y los mencheviques y los eseristas su servidores en el gobierno provisional encabezado por Kerenski, a diferencia de los bolcheviques como lo describió Stalin, señalando que: “los capitalistas son los enemigos jurados de los obreros, y para vencer a los enemigos es necesario, ante todo, conocerlos”, a partir de saber cuál es el programa de estos. Contrariamente los eseristas y los mencheviques no los veían así y más bien bailaban estos al son que les tocaban los capitalistas.

     Y más adelante escribía: “Los capitalistas no son hueros charlatanes. Son hombres prácticos. Saben que el problema fundamental de la revolución y la contrarrevolución es el problema del Poder”. Y aun teniendo a sus representantes en el gobierno estos pelean por ¡Todo el Poder!, concluía Stalin.

     En otro texto “Sobre el gobierno de la dictadura burguesa”, en el mismo contexto del gobierno provisional, Stalin escribía que, después de los ajustes al gobierno por su escandaloso desmoronamiento, de traiciones de los conciliadores y arreglos con los burgueses, se organiza un “nuevo” gobierno con seis ministros capitalistas como núcleo del “gobierno” y diez ministros “socialistas” para servirles como ejecutores de su voluntad. En este “nuevo” gobierno definen su programa general como: “la lucha contra la anarquía”(lease: ¡contra los Soviets ¡), “lucha contra el desbarajuste económico” (lease: ¡contra las huelgas!, “elevación de combate del ejército (lease: ¡continuación de la guerra y disciplina!)”, que Kerenski y Kornalov, ejecutarían como gobierno de guerra y dictadura burguesa, por lo que más adelante describiría Stalin que “los diez ministros <socialistas> son la pantalla tras la cual operará la burguesía imperialista para fortalecer su dominio sobre los obreros, los campesino y soldados”. Y esclarece la diferencia entre la dictadura burguesa y la dictadura de los obreros y los campesinado revolucionario: “la dictadura de la burguesía es el dominio ejercido por la minoría burguesa contra la mayoría proletaria, con el uso de la violencia y que quiere llevar la guerra civil contra la mayoría. La dictadura de la clase obrera y el campesinado revolucionario es el dominio de esta mayoría prescindiendo de la guerra civil”. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *